jueves, 29 de diciembre de 2016

Collado Mediano, Ruinas Romanas, VPs, Cerro del Castillo


Collado Mediano, Vereda de Entretérminos, Posada Romana, Vereda de los Molinos, Vereda de la Ventilla, Arroyo de las Pozas, Sierra del Castillo, Peña de la Cobañera.


M A P A      T R A C K      FOTOS      WIKILOC

Tipo de Ruta: Circular
Tiempo estimado: 3 horas 45 minutos
Distancia a recorrer: 13,9 km
Dificultad de itinerario: Media
Desnivel: Acumulado: 511 metros
Estación Recomendada: Todo el año
Fecha realizada: 30-12-2015


Descripción del Recorrido: 
Una vez más voy a subir al Cerro del Castillo en Collado Mediano, esta vez acompañado en principio por; Paco y Ricardo. Aunque se puede llegar al pueblo con el tren de cercanías y el autobús urbano, somos tres y es mas practico ir en coche.

Nos acercamos al pueblo por la ctra M-601 hasta el kilómetro 5,4 y en la rotonda, giramos a izquierda para continuar por la ctra M-863 y Av. de Buenos Aires. Unos metros antes del final hay un aparcamiento, hacemos el giro en la rotonda para entrar en el y dejar el vehículo. Y cual es mi sorpresa que Paco, ha quedado aquí con Pepa, compañera de fatigas en el grupo de senderismo del Gmsma, con quien anda todos los miércoles. Hechas las presentaciones, quién mejor que ella, que es autoctona de este pueblo, para que encabece el grupo y nos guíe; cosa que deniega, así que marchamos en fila de 4 para que no haya discrepancias.

Estamos a 1.035m y salimos del aparcamiento prácticamente en la Av. de Madrid y ctra M-623, que tomamos a izquierda sentido Suroeste, dejando el ayuntamiento a derecha, la avenida pasa a ser c/. Real y posteriormente Paseo de los Rosales.

Nada más pasar por encima de la línea férrea, izquierda y bajamos por unas escaleras que llevan a la c/ de la Zarza. Dejamos el consultorio médico a derecha y seguimos hasta una bifurcación, en la que proseguimos a izquierda, por c/. del Lauro. Desembocamos en la c/. de los Pensamientos, por la que continuamos a izquierda hasta la rotonda.

Giramos a derecha por el Camino de Fuente Vallejo y Vía Pecuaria Vereda de Entreterminos.
Vamos jalonados por unos mojones de piedra con números romanos que recuerdan el Ramal de la vía romana “Emerita Augusta”, que se cree, pasaba por aquí. Llegamos a un área recreativa donde esta el Centro de Interpretación Arqueológica y una pequeña maqueta que reproduce la sección de construcción de una calzada romana. 

Proseguimos por la Vereda de Entreterminos en dirección Sur, bonito camino que pasa junto a los restos de “Miaccum” lo que parece estar confirmándose que fue una posada romana.
El yacimiento de El Beneficio-Miaccum ha sacado a la luz los restos de una edificación cuadrangular, en cuyo interior se ven las diferentes estancias que conformaron la posada; un área termal, una cocina, un comedor amplio y unas salas de dormitorio. La fecha más aceptada de su construcción es el año 76-77 d. C. Existiendo restos de tres fases constructivas entre los siglos I y V d. C.
No nos hemos quitado los baños romanos de la cabeza, cuando nos damos cuenta del momento en que estamos al cruzarnos con una gran línea eléctrica, catalogada como MAT. 
Muy alta tensión, por donde circulan 4.882 MVA). El propósito es asegurar el consumo energético de Madrid y suministrar energía al tren de Alta Velocidad, aprovechando la energía eólica de Galicia y Castilla León.

Llegamos a un cruce (2,85km – 944m), punto más bajo de la ruta y giramos a derecha por un camino, que es, Vía Pecuaria Vereda de los Molinos. Pasamos dos cruces y continuamos de frente con dirección Nor/Noroeste, obviando desvíos a derecha e izquierda. El camino se ensancha hasta más de 70 metros y vemos otra vez la línea eléctrica, que nuevamente volvemos a pasar bajo ella. 
El camino se convierte en c/ del Ramiro, donde hay un pilón que en otros tiempos calmo la sed del ganado.

Alcanzamos la ctra M-623 (5,32km), la cruzamos y proseguimos la marcha, por el camino y Vía Pecuaria Vereda de la Ventilla. En breve se cruza el Arroyo de las Pozas, se deja el camino para girar a derecha junto al arroyo y por el túnel por donde este discurre, pasamos bajo el ferrocarril. Volvemos a cruzar el arroyo y seguimos la senda/torrentera, que pronto se convierte en camino, por el que ascendemos hasta el Descansadero de Roblepoyo (8,26km).
En este cruce de caminos, dejamos de frente la pista del canal, a la izquierda una torrentera y más a la izquierda, apenas perceptible una pequeña senda, por la que subimos entre pinos hasta la pista circular,
que cruzamos y continuando por la senda se vuelve a cruzar dos veces más, para proseguir por senda que asciende a la cuerda de la sierra. Pero nosotros tomamos un desvío a derecha cuando llevamos (8,96km). Llegamos a una pequeña pradera, seguimos el ramal que del centro parte a la izquierda, que flirtea por la ladera y entronca con la senda que anteriormente dejamos para entrar en la pradera.
Continuamos el ascenso por ella, con curvas constantes, hasta al punto donde a derecha se ve entre piedras, el acceso al Mirador del Cerro del Castillo (9,50km – 1.317m). Desde el que se tienen unas vistas panorámicas de; Collado Mediano, Alpedrete, Guadarrama, San Lorenzo de El Escorial, Las Machotas y Pico Abantos. Y desde este, el resto de la Sierra de Guadarrama, incluido el Alto de las Guarramillas, la Maliciosa y parte de la Cuerda Larga. Además de; La Sierra de los Porrones y La Pedriza.  Que hoy nos impide ver la densa niebla.
Iniciamos el trayecto por la cuerda de la Sierra del Castillo, en sentido Nor/Noreste, con la vista fantasmagórica que ofrece la niebla, para descender, pasando junto a la caseta de teléfonos, antes del cruce con la pista circular (10,6km).
De frente apenas vemos la Casa de los Siete Picos, giramos a derecha, ignorando la pista que sale a izquierda, comienza una pequeña pendiente y estamos transitando por la cara Este de la Sierra.
Alcanzamos el punto más elevado de la pista, e iniciamos el cómodo descenso, dejamos un mirador a izquierda y después la casa de los forestales a derecha. Entre el frondoso bosque, una pequeña remontada es el único obstáculo para regresar al cruce, muy cerca de donde se cruzo la pista por primera vez (3,40h - 12,8km).
Tomamos el ramal de la izquierda, bajamos a la pista del Canal pasando una barrera y nuevamente en la bifurcación, seguimos a izquierda y en el siguiente desvío, antes de llegar a la caseta del Canal, elegimos la derecha para inmediatamente abandonar y girar a izquierda, para ver la Peña de La Cobañera.
Pequeño monumento natural formado por dos tors o tolmos graníticos que crean un balcón simétrico con una gran piedra lisa en el centro a modo de mesa.
Proseguimos la bajada por este tramo con escalones, pasamos junto a un depósito de agua y por el camino hormigonado llegar a la Av. de el Pilar, seguir por ella hasta la c/. Guipuzcoa, y por esta a la c/. Solana, donde se toma la cervecita de rigor. Cumplimentada la obligación nos despedimos de Pepa y regresamos al aparcamiento pasando junto a Iglesia de San Ildefonso.
Realizada en piedra, de planta con estructura de cruz latina. Se caracteriza por su presbiterio que alberga un retablo barroco del siglo XVII, procedente del convento de las Mercedarias de Madrid
Unos pocos metros nos separan del lugar de partida, al que regresamos para finalizar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario